Ya llegué a la corteza cerebral, y ahora qué?

En neurocirugía, una vez se arriba a la corteza cerebral debemos realizar un mapa topográfico de las estructuras que tenemos enfrente. De esta manera es posible preservar las zonas más importantes relacionadas con funciones «elocuentes» motoras. Para ello realizamos un mapeo cortical mediante estimulación eléctrica directa intraoperatoria. Si bien el pionero en esta técnica fue el Dr. Wilder Penfield , fue perfeccionándose hasta la actualidad.  En el siguiente artículo el Dr Taiichi Saito explica los parámetros que usan él y otros autores para lograrlo.

Clikear en los enlaces:

 

Tabla con parámetros de estimulación

Artículo completo